Arquitectura bioclimática: técnicas, ventajas y ejemplos

La arquitectura bioclimática es una respuesta a la crisis energética actual, ya que propone viviendas eficientes que aprovechan los recursos de su entorno. 

Dada su importancia creciente te hemos preparado el siguiente artículo en el que te explicamos exactamente qué es la arquitectura bioclimática, qué técnicas utiliza y qué ventajas puede ofrecerte. 

¿Qué es la arquitectura bioclimática?

La arquitectura bioclimática es un método de construcción eficiente que tiene en cuenta la morfología del lugar, así como el aprovechamiento de sus recursos reduciendo el impacto medioambiental. 

Los principios que rigen este tipo de arquitectura son los de sobriedad energética, armonía con el entorno y desarrollo sostenible. 

A pesar de parecer un término vanguardista, este tipo de arquitectura ha sido utilizada por nuestros antepasados para aprovechar al máximo los recursos naturales. No obstante, debes estar al tanto de que las construcciones bioclimáticas actuales están protagonizando una revolución gracias a los últimos avances tecnológicos en materiales y técnicas de construcción.

¿Quieres saber qué es una vivienda bioclimática? ¡Atento al siguiente apartado.

Arquitectura bioclimática

¿Qué es una vivienda bioclimática?

Una vivienda bioclimática es una construcción que saca el máximo provecho del entorno con la finalidad de cubrir sus necesidades energéticas y térmicas. 

Para conseguirlo considera los siguientes factores

  • La pendiente del terreno sobre el que se construye.

  • La exposición al sol y al viento.

  • La altitud del lugar.

  • El clima.

El estudio de estos puntos concluirá en una serie de medidas estructurales que respetarán los objetivos que te exponemos acto seguido.

 5 objetivos de la arquitectura bioclimática

El objetivo principal de la arquitectura bioclimática es el de asegurar un confort óptimo para sus habitantes sin perder de vista la sobriedad energética de la que te hemos hablado al principio de este artículo. 

El aprovechamiento máximo de la energía gira en torno a 5 puntos: 

  1. Aprovechar el calor exterior en invierno.

  2. Evitar las pérdidas de calor interior en invierno.

  3. Proteger la vivienda del calor en verano. 

  4. Exprimir las características del entorno.

  5. Apoyarse en energías renovables para la calefacción y la climatización.

Para cumplir con estos objetivos, la arquitectura bioclimática se sirve de una serie de técnicas que explotan los recursos naturales sirviéndose de: 

  • El sol.

  • La lluvia.

  • El viento y las corrientes de aire.

  • La vegetación.

  • Las energías renovables.

  • Los desarrollos tecnológicos de materiales inteligentes. 

Gracias a estos recursos en invierno se aprovechan al máximo los rayos del sol, se almacena la energía y se libera cuando es necesario. A su vez, en verano se limita la incidencia del sol directo minimizando el calor que puede penetrar a través de los muros, techos o del propio tejado.

Este tipo de proyectos, como puedes constatar, tiene en cuenta múltiples variables y requiere de una serie de técnicas específicas tanto en el interior de la casa como en el exterior. Te mostramos algunos ejemplos en los siguientes apartados. 

Técnicas de la arquitectura bioclimática en interiores

Algunas de las técnicas de la arquitectura bioclimática en interiores son: 

  1. Limitar las aperturas con orientación norte en puertas, ventanas, ventanales, claraboyas, etc. puesto que se convierten en puntos débiles de la vivienda. Es preferible abrirlas hacia el sur.

  2. Proteger del sol las ventanas y superficies acristaladas.

  3. Realizar un aislamiento térmico eficiente ante el frío y el calor. 

  4. Orientar los espacios más utilizados al sur y los menos utilizados y zonas de paso al norte. 

  5. Propiciar la ventilación cruzada para combatir la humedad además de ventilar correctamente.  

Pero no solo los espacios interiores de las viviendas bioclimáticas son susceptibles de mejoras e energéticas, el exterior de una construcción bioclimática requiere también de atención. Veamos. 

Técnicas de la arquitectura bioclimática en exteriores

Algunas de las técnicas de arquitectura bioclimática en exterior consisten en:

  1. Instalar pozos climáticos basados en la geotermia.

  2. Colocar en el lado sur de la casa una pérgola bioclimática con plantas caducas en invierno.

  3. Estudiar la posición óptima de toldos, celosías, jardines, flujo de agua, etc.

Los materiales sostenibles son el complemento ideal de estas técnicas de la arquitectura  bioclimática por ello te hablamos de ellos a continuación. 

Materiales amigos de la arquitectura bioclimática

En lo que concierne a los materiales de las construcciones bioclimáticas estos deben cumplir estos 3 requisitos: 

  1. Provocar el mínimo impacto posible en el medioambiente. 

  2. Cumplir con los objetivos de la arquitectura bioclimática anteriormente descritos. 

  3. Integrarse en el entorno sin crear rupturas visuales. 

Una vez expuestas las condiciones que deben respetar los materiales, queremos hablarte con más detalle de:

  • Los materiales para la construcción. 

  • Los materiales para el aislamiento.

  • Los materiales para el revestimiento.

¡Vamos a ello!

Materiales para la construcción

Los materiales para la construcción bioclimática que se suelen emplear son de alta inercia térmica y sirven para almacenar calor durante el día y liberarlo por la noche. 

Del mismo modo, se juega con paredes claras que reflejan luz sin calentarse y paredes oscuras que absorben el calor y lo difunden mejor.

Materiales para el aislamiento

Algunos de los materiales para el aislamiento bioclimático que se utilizan son la lana, la paja, la guata de celulosa o la lana de madera. 

Para evitar el uso de maderas sólidas por su impacto medioambiental, se suele sustituir por bambú o corcho.

Materiales para el revestimiento

En cuanto a los materiales para el revestimiento bioclimático podemos encontrar recursos naturales como la cal o la propia tierra, ya que tienen la ventaja de conformar muros transpirables. 

Ahora que ya conoces un poco mejor qué es la arquitectura bioclimática, debes conocer las ventajas principales que puede ofrecerte. 

5 ventajas de la arquitectura bioclimática

La principal ventaja de la arquitectura bioclimática es el ahorro ecónomico que lleva implícito. Sobre todo en zonas climáticas continentales con altas fluctuaciones de temperatura a lo largo del día, el ahorro energético que puede proporcionarte, según los expertos, es de entre el 70% y el 90% de la energía consumida. Estos datos amortizan la inversión inicial de este tipo de construcciones que suele ser su mayor desventaja. 

Estas viviendas se convierten en casas pasivas –o passivhaus en alemán–, esto es, construcciones que aseguran un confort térmico estable.

Además del ahorro, estas son las otras ventajas de las que podrás disfrutar con este tipo de vivienda:

  1. Mayor confort.

  2. Disminución del impacto medioambiental en tu entorno.

  3. Reducción de la contaminación acústica gracias al aislamiento.

  4. Apoyo activo al estilo de vida sostenible. 

Para acabar te presentamos 3 proyectos sorprendentes de arquitectura bioclimática. 

Rebaja tu factura de luz y gas con nuestra guía de ahorro energético

Solo puede contener dígitos
Acepte los términos de privacidad
Debe aceptar recibir comunicaciones de nuestros colaboradores

3 ejemplos de arquitectura bioclimática

La arquitectura bioclimática aprovecha los grandes avances tecnológicos en el sector de la construcción con muy buenos resultados, como ponen de manifiesto estos 3 ejemplos: 

  1. La casa solar 2.0 del Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña.

  2. El Centro de Referencia Nacional en Energías Renovables y Eficiencia Energética de Navarra.

  3. El Heliodome de Estrasburgo.

Veamos en detalle qué ofrecen estas construcciones innovadoras.

La casa solar 2.0 del Instituto de Arquitectura Avanzada de Cataluña

La casa solar 2.0 es un prototipo digitalizado de una casa de 150 m² que se construyó en tan solo un mes. 

Las placas solares fotovoltaicas situadas estratégicamente en la fachada, la convierten en una vivienda autosuficiente que incluso genera energía adicional con la que poder recargar un vehículo eléctrico.

El Centro de Referencia Nacional en Energías Renovables y Eficiencia Energética de Navarra

El Centro de Referencia Nacional en Energías Renovables y Eficiencia Energética de Navarra –CENIFER– se autoabastece mediante energías renovables como la hidrotermia, la aerotermia, la geotermia y las placas fotovoltaicas. 

Las técnicas de construcción del edificio son sostenibles y han utilizado materiales reciclables y de bajo impacto medioambiental. 

El Heliodome en Estrasburgo

El arquitecto Eriz Masser diseñó este impactante edificio simulando un enorme reloj solar.

Esta vivienda no necesita ningún sistema de calefacción o de climatización, ya que mantiene una temperatura constante en su interior de 21°C, independientemente de las condiciones climatológicas del exterior. 

El Heliodome es una casa solar bioclimática construida con madera, vidrio y hormigón. 

¿Quieres ahorrar en luz y gas?

Comienza a reducir tu factura

Si quieres reducir tu factura de luz o gas pero no sabes cómo, rellena nuestro formulario y nuestros colaboradores se pondrán en contacto contigo para asesorarte.

Solo puede contener dígitos
Formato de correo inválido
Acepte los términos de privacidad
Debe aceptar recibir comunicaciones de nuestros colaboradores
Publicado el