Luz

Equivalencia entre kW y frigorías

Conocer la equivalencia entre kW y frigorías te va a servir para elegir de manera más eficaz el sistema de climatización que necesitas para tu vivienda o negocio. Ambas unidades de medida están relacionadas con la potencia térmica, a diferencia de los kWh (kilovatios por hora) que contabilizan la potencia eléctrica.

Considerando esta información, conocer las frigorías de un sistema de climatización te permite dimensionar de manera adecuada su capacidad para disfrutar de una temperatura de confort en tus espacios.

En este artículo, abordamos todas estas cuestiones poniendo el foco en la equivalencia entre kW y frigorías, y en cómo puedes llevar a cabo la conversión entre ellas.

¿Qué es una frigoría?

Una frigoría (fg) es una unidad de medida que se utiliza para determinar la potencia térmica de un sistema de refrigeración. Cuantas más frigorías posee un sistema de refrigeración, más capacidad de enfriamiento tiene.

La cantidad de frigorías que necesitas para enfriar una habitación depende de varios factores:

  • Superficie del espacio que debe climatizarse.
  • Altura del techo.
  • Temperatura exterior.
  • Tipo de paredes o acristalamiento en la habitación.
  • Orientación y exposición a la radiación solar.
  • Aislamiento térmico.
  • Número de personas que habitan en la vivienda.

Existe otra medida, que sirve para calcular la capacidad de enfriamiento de un aparato: el BTU del inglés British Thermal Unit o Unidad Térmica Británica.

Concretamente, lo que mide es la cantidad de calor que un sistema de climatización puede extraer de una estancia.

De kW a frigorías
Rebaja tu factura de luz y gas con nuestra guía de ahorro energético
Solo puede contener dígitos
Acepte los términos de privacidad
Debe aceptar recibir comunicaciones de nuestros colaboradores

¿Cómo se calculan las frigorías necesarias para una habitación?

El correcto dimensionamiento de la capacidad de tus sistemas de climatización se encuentra estrechamente ligado al ahorro energético, por ello se trata de una cuestión esencial.

En el caso del aire acondicionado, las frigorías, como hemos visto, son las que expresan el poder de enfriamiento.

Así las cosas, la mayoría de los fabricantes recomiendan aplicar una regla sencilla: 100 frigorías por metro cuadrado (m2). Por ejemplo, una habitación de 30 m2 requiere de un aparato que ofrezca 3.000 fg.

Esta suerte de regla se ve afectada por factores que te hemos comentado hace unas líneas.

Por poner un ejemplo, si la vivienda se encuentra en una zona más expuesta a la radiación o cuenta con una pared exterior oscura que absorbe más la radiación solar, es preciso incrementar las frigorías por metro cuadrado.

De todas formas, si deseas instalar un sistema integral para tu vivienda, como puede ser un sistema de aerotermia que te proporciona calor en invierno y frío en verano, te recomendamos buscar el asesoramiento de un profesional que tenga en cuenta todos los factores que influyen en el consumo de tu climatización.

¿Qué relación guardan las frigorías con los kilovatios?

La relación entre frigorías (fg) y kilovatios (kW) se centra en que miden la potencia térmica de un aparato. A la hora de comprar un sistema de climatización debes tener en cuenta esta potencia y la eléctrica:

  • Potencia térmica. Cantidad de frío que puede ofrecer. Se mide en frigorías, kilovatios o BTU.
  • Potencia eléctrica. Consumo de electricidad de un aparato. Se mide en kWh (kilovatios consumidos en una hora de funcionamiento).

Si hablamos de eficiencia energética, ambas potencias entran en juego. Cuánta más potencia térmica tenga un aparato, mejor va a enfriar una estancia, llegando y manteniendo la temperatura ideal con mayor facilidad.

Por su parte, cuanto menor potencia eléctrica requiera para su funcionamiento, más eficiente es en la gestión de los recursos, en este caso, en el consumo de electricidad.

Los sistemas de bomba de calor resultan una solución de climatización que equilibra de manera eficiente la relación de ambos tipos de potencia.

¿Necesitas ayuda para contratar o cambiar de compañía de luz?

Conversión de kW a frigorías

Puede darse el caso de que necesites convertir los kW a frigorías o viceversa, por lo que te vamos a explicar cómo puedes hacerlo.

Pasar de kW a frigorías

Para pasar de kW a frigorías no tienes más que saber que 1 W equivale a 0,86 frigorías.

Considerando esta equivalencia, un aparato de 1.500 W te ofrece 1.290 fg.

Muchas veces, la potencia térmica no se expresa en vatios sino en kilovatios. En ese caso, debes tener presente que 1 W es igual a 1.000 kW. A partir de ahí, la conversión es sencilla.

Pasar de frigorías a kW

En el caso de que necesites pasar de frigorías a kW debes aplicar la siguiente regla: 1 frigoría es igual a 1,163 vatios.

De modo que si tu instalación necesita 3.000 fg, en vatios corresponde a 3.489 W o 3,489 kW.  

¿Cómo potenciar el ahorro con tu aire acondicionado?

Si deseas potenciar el ahorro con tu aire acondicionado, por muy eficiente que este sea, aplica estos pequeños consejos que hemos recopilado para ti:

  • Elige la potencia térmica que necesitas de manera eficiente. Piensa que si instalas un sistema más potente de lo necesario, vas a consumir más electricidad de la necesaria.
  • Refuerza la acción de tu climatización con un buen aislamiento térmico.
  • Optimiza el tiempo que permanece encendido tu aire acondicionado integrándolo en un sistema de domótica que puedas programar según tus necesidades.
  • Invierte en aparatos eléctricos con una etiqueta de eficiencia energética A o próxima a la A. Consumen menos recursos para un resultado óptimo.
¿Quieres ahorrar en luz y gas?

Comienza a reducir tu factura

Si quieres reducir tu factura de luz o gas pero no sabes cómo, rellena nuestro formulario y nuestros colaboradores se pondrán en contacto contigo para asesorarte.

Solo puede contener dígitos
Formato de correo inválido
Acepte los términos de privacidad
Debe aceptar recibir comunicaciones de nuestros colaboradores
Publicado el